CentroAsistencial
estrella
estrella
estrella
estrella
estrella

Votá la noticia

Diálogos imaginarios: Facundo Manes

Jugar con la mente

El reconocido neurocientífico, apasionado hincha de River y admirador de Leo Messi, nos deja sus respuestas con forma de sentencia sobre la importancia de usar bien la cabeza en el deporte.


yo opino
lunes, 16 de octubre del 2017 | 04:00Hs

Es raro a esta altura que algún argentino no conozca al neurocientífico Facundo Manes, pero si alguno de ellos lee esta nota, sería igualmente difícil resumirle su currículum y dejar lugar para sus respuestas. En todo caso basta decir que nació en Quilmes y creció entre Arroyo Dulce y Salto. Es neurólogo, neurocientífico y rector de la Universidad Favaloro. Se graduó en la Facultad de Medicina de la Universidad de Buenos Aires y de Doctor en Ciencias en la University of Cambridge (Inglaterra), creó INECO (Instituto de Neurología Cognitiva) y el Instituto de Neurociencias de la Fundación Favaloro. Él es quien enseñó y amplificó para el saber popular que el cerebro no solo es el mayor órgano del sistema nervioso central y que forma parte del centro de control de todo el cuerpo, sino que además sabemos muy poco sobre él. Entonces se esfuerza en estudiarlo y en comunicar todos sus conocimientos.
Amante del fútbol y admirador de Leo Messi, Manes expone su pensamiento con claridad. Este es un resumen de sus trabajos para La Nación:
- ¿Es más importante la pierna izquierda de Messi o su cabeza?
- "Aunque juega un rol importante el físico del jugador, el responsable de todo lo que hacemos, de los que hace Messi, claro, es el cerebro. Desde respirar hasta tomar la decisión sobre a dónde y cómo patear una pelota. La falsa idea de que los músculos tienen memoria, en realidad, nos revela el importantísimo rol que nuestro cerebro cumple a la hora de ejecutar movimientos sin tener que pensar cada paso dentro de una secuencia".
- ¿Existe el "peso de la historia" como condicionante en el cerebro del deportista? 
- "Se ha estudiado mucho de manera científica la influencia de nuestras creencias en nuestra conducta. En este sentido, suelo decir que de la manera en que pensamos, es la manera en que nos sentimos. Si nosotros estamos convencidos de que algo malo nos va a suceder, vamos a vivir angustiados y con temor, cuando no sabemos qué es lo que va a pasarnos. Es nuestra mente la que va condicionando nuestra forma de sentirnos. Eso nos pasa en cada desafío que enfrentamos".
- ¿Qué se dice en realidad cuando se afirma que un deportista "tiene buena cabeza"?
- "Es una forma metafórica de destacar que alguien tiene un alto nivel de concentración en una tarea específica, es decir, adecuada atención. Los deportistas profesionales como los jugadores de fútbol, los tenistas, los atletas olímpicos, parecen tener más desarrollada la capacidad para mantenerse alerta. Y esta habilidad, otra vez, se logra gracias al entrenamiento. El control mental para esto es clave. Muchas veces los deportistas rinden de manera excelente en los entrenamientos, pero vacilan con la presión durante una competencia real. ¡Debe ser difícil para un atleta enfrentarse a finales y estadios llenos con calma! La confianza es el antídoto, y proviene de una combinación de valor, tolerancia y actitud. Las cuestiones psicológicas resultan elementos claves: como dijimos, control mental, atención, poder de observación, el logro de cierta automatización del movimiento que permita aplacar lo que se llama ´control ejecutivo de las funciones mentales superiores´. El atleta de elite, a partir de un entrenamiento riguroso y constante, logra automatizar ciertos movimientos e inhibir así un automonitoreo que consume recursos cerebrales. Esa capacidad le permite disponer de ese plus necesario para la competencia".
- ¿Cómo se entrena el cerebro un deportista profesional?
- "Hoy hay equipos multidisciplinarios que, basados en una creciente evidencia científica, se encargan de mejorar el manejo del estrés y las emociones y de optimizar la atención en los deportistas. Pero no actúan de manera mágica, lleva tiempo y trabajo duro. Es fundamental profundizar y continuar con la investigación en estos temas para poder mejorar cada vez más las intervenciones".
- Usted asevera que "para ser creativos hay que estar un poco loco", ¿a qué se refiere?
- "Me refiero a animarse a tomar riesgos y también a no tenerle miedo a equivocarnos. Ningún creativo logró una gran obra innovadora sin antes no haberse equivocado. Nuestra sociedad tiende a estigmatizar el error, cuando en realidad se trata de un paso necesario para poder alcanzar el éxito. Fíjese que un elogio que se da mucho en la tribuna sobre un jugador talentoso es ´atrevido´, y tiene justamente que ver con eso".
- ¿La habilidad esencial para la práctica de cualquier deporte está en el cerebro?
- "En el deporte de alto rendimiento importa tanto el entrenamiento cognitivo y emocional como el entrenamiento físico. La motivación, la atención, el mantenerse focalizado y el control mental son claves a la hora de desempeñarse en los deportes de competición. Todo esto se entrena y se va ganando con la práctica. Al repetir miles de veces una secuencia en el cerebro se genera una representación mental de los movimientos de esa secuencia; de esta manera, es posible anticipar los próximos pasos y promover el aprendizaje de otros pasos".
- ¿Los deportistas de alto rendimiento se automatizan?
- "Posiblemente. Los seres humanos, basados en nuestra experiencia, intuición, aprendizaje y emoción, integramos la información en un contexto que cambia permanentemente de manera inmediata y automática. La mayoría de las decisiones cotidianas son tomadas de manera automática. Esto se da también en las decisiones motoras, que, en los deportistas están ligadas a días y días de entrenamiento. La automatización de los movimientos libera al cerebro para concentrarse en otros aspectos del desafío atlético. Gracias a esta automatización, podemos decidir de manera rápida, en milésimas de segundos. Por el contrario, las decisiones racionales en las que necesitamos sopesar pros y contras son lentas, demandan mucho más tiempo del que requiere una jugada en un partido".
- Si el contexto influye tanto en cómo pensamos y decidimos, ¿puede modificar patrones de juego? 
- "Sin dudas, el contexto influye en nuestra conducta. Hay muchos casos de futbolistas producto de la inventiva del potrero que en Europa suman más previsibilidad y organización. Pero más allá de esto, los deportistas que se destacan tienen resiliencia, pueden enfrentar desafíos, fortalecerse y superarse en contextos adversos. Esos deportistas que llegan tienen una visión única de largo plazo. Siempre recuerdo un pibe de mi pueblo, en Salto, cuando yo también era chico, que tenía un talento excepcional: era un Messi en potencia, sin exagerar. 
Pero hacía todo lo opuesto a un camino que fortaleciera esas destrezas. No solo hay que tener habilidad, sino también una visión a largo plazo que te haga resistir las tentaciones inmediatas que no contribuyen a un desarrollo profesional. 
Todo eso forja una personalidad que ayuda a que un deportista se instale en las grandes ligas. La inhibición a las recompensas inmediatas es muy importante. 
Los clubes tienen un rol fundamental porque deben explicarles a los más chicos que esas recompensas inmediatas no son buenas para el largo plazo. En términos ideales, esto es lo que no debería descuidar un club en la etapa formativa: la importancia del largo plazo, y en eso, además del deporte, el valor del estudio, de la salud, del trabajo, del compañerismo y la solidaridad".
- Más allá del alto rendimiento, para una persona común, ¿practicar deporte en qué beneficia al cerebro o a la actividad neurológica?
- "Hacer ejercicio físico, además de tener impacto positivo en el sistema vascular, libera endorfinas, actúa como un buen ansiolítico y antidepresivo, y genera conexiones neuronales. 
En un estudio que se realizó en adultos mayores sedentarios pero saludables y sin problemas de memoria, a la mitad de ellos se les asignó un programa de actividad física de tres veces por semana. Un año después se observó que el volumen de sus hipocampos, que es una estructura fundamental para la consolidación de la memoria, no solo no había disminuido como suele suceder en los adultos mayores, sino que además había aumentado de tamaño. Así que practicar deportes es una de las claves para mantener la mente saludable".

¿Qué te pareció la nota?

estrella
estrella
estrella
estrella
estrella

¿Qué te generó la nota?

Más notas de yo opino en el día de hoy

Libertad
RPM

Lo último

El diario de hoy

Haga click sobre la tapa que desee, para leer el diario completo edicion impresa


mutualunion
RadioUniversidad
RadioRivadavia
RadioMitre
RafaelaNoticias

5RTv El canal de Santa Fe en vivo

Ediciones anteriores

Desde aquí puede ver cualquier edición del diario directamente desde la web